Now Reading
Tango: de los arrabales al mundo

Tango: de los arrabales al mundo

2 x 4 = tango ¡y no solo en Argentina! Este género tocó la sensibilidad de personas alrededor de todo el globo. Mundiales de tango convocan miles de personas en Rusia, Francia y hasta Japón.

El tango es para ser bailado y escuchado, ambos con igual pasión. Es tan fácil sentir la pena del intérprete, que ganó buena y mala fama con igual rapidez. Sin embargo nunca dejó de evolucionar, y hoy seguimos disfrutándolo.

Este sensual baile de melodía nostálgica es tan atrayente como polémico, es un manojo de contradicciones: tosco y refinado, rebelde y conservador. Fruto de la melancolía de los migrantes a orillas del Río de la Plata y protagonizado por un instrumento prestado de Alemania, el acordeón, que luego fue transformado en bandoneón.

Orígenes arrabaleros

Allá por el 1900, ninguna mujer ‘decente’ podía conocer la danza que nació en los prostíbulos. Por este motivo, muchas veces los hombres bailaban entre sí. Debido a sus oscuros y carnales orígenes, era cosa de machos, y no había nadie con más ganas de presumir su hombría que el arrabalero porteño. Aún así, el hecho de no poder bailar el tango en lugares decentes era un problema. Para solucionarlo, se creó el tango-milonga. Este estilo no pedía cortes ni quebradas, la música era más rápida para dificultar el contacto entre los cuerpos y las letras de las canciones no hacían alusión al sexo, como era costumbre en los primeros tangos.

De todos modos, solo se bailaba en los barrios marginales de los arrabales y por supuesto, seguía siendo mal visto por la oligarquía. Tenía que llegar a Europa para ser bien recibido en su cuna.

El tango milonga dio lugar, más tarde, al tango canyengue u orillero y más tarde, al baile que hoy en día conocemos como milonga.

11 de Diciembre, Día del Tango

Se dice que una noche de 1965, el compositor y productor artístico Ben Molar estaba camino a la casa del director de orquesta y compositor de tango Julio De Caro, para festejar su cumpleaños. Entonces, se dio cuenta que el 11 de diciembre coincidían los cumpleaños de De Caro y Gardel, los mayores exponentes del tango: Julio De Caro era la música; Gardel, la voz. 

Músico intuitivo, letrista extremadamente talentoso y cantante único en todo aspecto vocal: timbre de voz, fraseo, elasticidad, su registro. Él es el mayor referente para los cantantes de tango porque siempre hay una pequeña influencia de Gardel. Aún si tenés maestros más contemporáneos, como Goyeneche o Baglietto, ellos también traen influencias de Gardel en algún punto. Significa muchísimo para el tango musical, instrumental y cantado.

Mariano Dalla Torre, músico

Gardel es el embajador más importante que ha tenido el género. En su momento, también lo fue Astor Piazzolla y la Compañía Argentina de Tango.

Para mí, el tango es la música más nostálgica que conozco. Quien la escucha con algo de atención, más allá de su conocimiento musical, puede sentir en el pecho la pasión con la que se expresa el cantor. También nos explica algo del contexto social de aquel entonces, lo cual siempre es interesante para sentar bases, tanto de las melodías como la sociedad actual.

¿Querés disfrutar del tango en Mendoza? La bodega urbana CARO tiene una propuesta para vos.

Los dejo con uno de mis tangos favoritos para celebrar la música que merece la pena...

Primero hay que saber sufrir,
Después amar, después partir
Y al fin andar sin pensamiento…
Perfume de naranjo en flor,
Promesas vanas de un amor
Que se escaparon con el viento.
Después…¿qué importa el después?
Toda mi vida es el ayer
Que me detiene en el pasado,
Eterna y vieja juventud
Que me ha dejado acobardado
Como un pájaro sin luz.

Naranjo en Flor, Exposito
What's Your Reaction?
Delicious
0
Funny
0
Love
4
Moan
0
Wow
3
View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

© 2019 Issue Magazine Wordpress Theme. All Rights Reserved.

Scroll To Top