Pueblos y sitios fantasmas de Argentina

Foto de portada: @testigozero

Desastres naturales, errores humanos, irrupciones de competencias descomunales, dinastías familiares apagadas y crisis económicas dejaron deshabitados lugares y pueblos que, con el paso del tiempo, fueron despertando curiosidad de visitantes en busca de historias, atmósferas y oportunidades fotográficas. Recorrerlos involucra un viaje alucinante a extrañas luces y sombras del pasado donde ruina y devastación adquieren una insospechada (y oscura) belleza.


De Este a Oeste, 5 ejemplos de los tantos rincones fantasma que tiene Argentina:

1
El pueblo de Gándara, Buenos Aires

Foto: Wikipedia

Cualquiera que haya crecido en los ochenta recordará las vaquitas pastando en los potes de dulce de leche, la manteca envuelta en papel vegetal o los yogures ( ananá, frutilla y durazno) marca Gándara. El declive de la firma se inició en las puertas del 2000, cuando fue comprada por Parmalat. Finalmente la empresa quebró y desapareció del mercado.

Hacia los años 80, su época de oro, Gándara fue tan importante que la planta láctea (localizada originalmente en el partido de Chascomús) hasta tenía su propio pueblo. Allí vivían decenas empleados y sus familias. Como todo pueblo, además de la fábrica había escuela, hospital y capilla.
Hace poco, y después de varias idas y vueltas, Gándara (la marca) fue re lanzada al mercado. Hoy son otros los dueños y la planta está en Pilar mientras en Gándara (el pueblo) solo habita la desidia y la humedad negruzca, trepando decadente por las paredes de sus viviendas vacías , mientras los yuyos largos compiten por el paisaje.

2
Pueblo escondido, San Luis

La wolframita era muy utilizada en la industria bélica, especialmente en aleaciones de acero de alta resistencia al calor e impacto. Dicho mineral se extraía en el Valle de Calamuchita, más precisamente en la mina localizada en el Cerro Áspero que funcionó entre 1895 y 1970.
A la vera de la mina surgió un caserío que albergó decenas de trabajadores, además de distintas dependencias donde se separaban, molían y concentraban los minerales.
De gran demanda durante la segunda guerra, el material era destinado principalmente a la exportación. Pero hacia fines de 1960 la mina cerró consecuencia del bajón de precio mundial del tungsteno (cuya composición requiere de la wolframita que se extraía en la mina) además de la irrupción de este material producido en China (volumen que en la actualidad concentra más del 85% de la producción mundial).
Hoy se puede llegar al Pueblo Escondido desde Merlo (el ingreso está a 25 kms, sobre el camino que une Merlo con la localidad cordobesa de La Cruz). El acceso es solo viable en 4×4, o bien dejando el vehículo al costado del camino y caminar unas dos horas desde su ingreso, indicado en una piedra escrita con aerosol. Al llegar se observa un puñado de casas abandonadas junto al río Paso del tigre, a la vera del Áspero, enmarcados en un paisaje serrano de gran belleza.

3
El hotel Viena, Córdoba

Foto: Wikipedia

Construido en la década de 1940, supo ser el hotel más elegante de Miramar, la localidad que descansa en una de las márgenes de la laguna Mar Chiquita (en el Noreste de Córdoba). El Viena era el hotel donde la alta sociedad cordobesa solía descansar. Bomba de nafta propia, ascensores marca Siemmens, aire acondicionado, fangoterapia, y otros servicios estaban incluidos en sus instalaciones, consideradas de lujo para la época. Sus propietarios eran alemanes y- se comenta que- capos nazis refugiados en Argentina lo elegían para alojarse allí y, por supuesto, rondan leyendas acerca del führer parando en el hotel.
En 1977 una inundación ahogó su esplendor. Según los habitantes de Mar Chiquita, en la habitación 106 existe actividad paranormal y se habla de no uno, sino dos fantasmas rondando las instalaciones ruinosas del Viena. Actualmente, la municipalidad de Miramar ofrece visitas guiadas por su interior.

4
Pueblo de Epecuén, Buenos Aires

Foto: Lonely Planet

Epecuén era un pueblo ubicado junto al lago Carhué localizado en el Sur de la provinicia de Buenos Aires. Allí vivían alrededor de 1500 personas que, gracias a las propiedades curativas de las aguas del lago, desde 1930 gozaban de su potencial turístico. El pueblo se volvió tan popular que competía con destinos como Mar del Plata. Hacia la década del 60, luego de temporadas de extrema sequía (y debido a su naturaleza endorreica) se hizo necesario el llenado del lago de manera artificial, pero el remedio resultó ser peor que la enfermedad. Hacia mediados de 1980, la época de lluvias regresó. En 1985, y luego de una gran tormenta, la cota del lago aumentó de manera tan violenta que el muro de contención se desbordó. A pesar de la resistencia, sus habitantes debieron ser evacuados. Todo el pueblo quedó bajo el agua en pocos días. Serían necesarias unas dos décadas para que el agua comenzara a retroceder revelando sus vestigios de escombro, construcciones vacías, carteles oxidados, pavimento estriado y esqueletos de árboles semi sumergidos en el lago.
Como hoy está difícil llegar hasta Epecuén, para pasear sin desplazarse espacialmente, les recomiendo ver cualquiera de los documentales disponibles en YouTube o “Nana”, una peli que servirá de vehículo hasta este pueblito fantasma.

5
Capilla Nuestra Señora del Monte Carmelo, Mendoza

Foto: Mariana Gómez Rus. Wine Republic

Un campanario sin campanas, altares sin santos, ventanas tapiadas y un cielo raso deshilachado, casi a punto de caer. Parece mentira pero esta capilla abandonada, ha sido declarada de Interés Patrimonial Histórico y Cultural en 2014. El edificio se encuentra en estado abúlico pero hay algo, entre atractivo y sobrecogedor, en torno a su tétrico abandono. El templo fue construido a fines del siglo XIX y pertenecía a la familia Suárez. Hacia la década de 1940 la viuda de Suárez donó el templo al Arzobispado de Mendoza para uso público. Pero luego, en 1980, con la inauguración de una nueva capilla para el distrito de Agrelo, la vieja capilla quedó abandonada a su suerte.

What's Your Reaction?
Delicious
0
Funny
0
Love
26
Moan
3
Wow
31
View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

© 2019 Issue Magazine Wordpress Theme. All Rights Reserved.

Scroll To Top